Herbolario Pachamama. Montse. Alimentación Natural y Energética Destacado

  • Escrito por  Montse Pacamama para la revista Mi Pueblo Fuerteventura
  • Visto 463 veces
  • Email
Sopa de Azukis y Calabaza Sopa de Azukis y Calabaza
Herbolario Pachamama. Montse. Alimentación Natural y  Energética
LA COCINA DE OTOÑO


ESCRITO POR MONTSE

El otoño, es la estación donde vemos que en la naturaleza las hojas de los árboles se secan y caen. La actividad y energía que antes estaba en el tronco y las ramas, ahora desaparecen para recogerse en las raíces. Es una energía lenta y profunda. 

Para estar en consonancia y adaptarnos al cambio otoñal, debemos ser conscientes que la vibración energética de nuestro cuerpo también disminuye, por eso hay que nutrir nuestro cuerpo con alimentos que nos calienten, centren, relajen y equilibren. Hay que ir haciendo cambios en la alimentación, incrementando condimentos salados como miso, salsa de soja, umeboshi, sal marina no refinada en cocciones, pero con moderación. También un poco más de fuego en cocciones más largas y lentas, como: vapor, salteados largos, estofados, tempura, presión... siempre combinado con un poco de hervido, salteados cortos, para ir creando equilibrio. Reduciremos ya los crudos: ensaladas, macerados, frutas, mejor tomarlas en forma de compota, al vapor o al horno.
Tomaremos más cereal integral, algas, proteínas vegetales como legumbres, sopas y cremas de verduras dulces, verduras redondas y de raíz: cebollas, calabazas, batata, col, coliflor, nabo, colinabo, y también de hoja verde.
Según la medicina tradicional china, el elemento que rige el otoño es el Metal. Los órganos asociados son el pulmón y el intestino grueso. El Metal tiene una energía que contrae hacia el interior, mas seca y más lenta. Desde el punto de vista energético, la energía Metal, es afectada tanto por exceso de líquido como por sequedad .En alimentación los productos que causan más problemas en pulmón son los lácteos: leche, yogures, nata, mantequilla, quesos, principalmente los cremosos. Estos hacen que se creen excesos de mucosidades en las vías respiratorias. Está comprobado que cuando hay sinusitis, asma, alergias respiratorias, tos, etc. Delejando de tomar estos alimentos se va solucionando el problema.
En conjunto con los lácteos están también un exceso de alimentos que enfrían como los crudos: ensaladas, frutas… que pueden afectar las vías respiratorias, por lo que hay que dejar de ingerirlos por lo menos hasta que se haya ido el problema de este tipo.
También tenemos las harinas refinadas. Estas nos bloquean el intestino y hacen que tengamos más mucosidad. Y el exceso de especias, picantes y alimentos muy secos. Un toque de picante favorece al pulmón, lo armoniza ya que es el sabor de este elemento. De los que van mejor tenemos el jengibre.
Si este elemento está desequilibrado tendremos tristeza, pena, desanimo con tendencia a la depresión…. Por eso es muy importante mirar qué es lo que estamos comiendo.

RECETA:
SOPA DE AZUKIS CON CALABAZA Y MISOazukis
Ingredientes:
1 vaso de azukis ya cocidos
1 trozo de calabaza cortada a cuadritos
1 ó 2 cebollas cortadas a medias lunas
1 ó 2 cucharada de miso (dependiendo de la cantidad de líquido que se ponga)
Aceite de oliva virgen extra,
Tomillo seco
Sal marina.

PREPARACION:
Saltear la cebolla en un poco de aceite y una pizca de sal unos 10 minutos sin tapa y removiendo. Añadir la calabaza, el tomillo, 3 vasos de agua y llevar a ebullición. Tapar, bajar el fuego entre bajo y medio unos 10 minutos. Luego se añaden los azukis ya cocidos y se dejan unos 15 minutos más tapado. Se apaga el fuego y se disuelve bien el miso en un vaso con el caldo recién echo. Se añade a la sopa. Servir caliente.

Nota: El miso nunca debe hervir, ya que es un fermento y pierde las propiedades
Se puede variar cambiando los azukis por lentejas, garbanzos...
Se puede servir con alguna hierba fresca aromática como perejil.




volver arriba