Héctor Barreto Podador artesanal de palmeras Destacado

  • Escrito por  Revista Mi Pueblo Fuerteventura
  • Visto 1821 veces
  • Email
Héctor_Barreto_podador_artesanal_palmeras Héctor_Barreto_podador_artesanal_palmeras Revista Mi Pueblo Fuerteventura
Héctor Barreto Podador artesanal de palmeras

Un oficio con vistas

TEXTO Y FOTOS: Carolina Santos. PARA: La Revista Mi Pueblo Fuerteventura

El joven majorero Héctor Barreto no tiene cumplidos los 30 y ya es jefe de su propia empresa dedicada a la poda artesanal de palmeras y arreglo de jardines. Nunca pensó que este sería su oficio, pero vio la carencia profesional que había en la isla, de este oficio y aprovechó la oportunidad. Aunque ha perdido la cuenta, calculando el trabajo realizado en estos seis meses que lleva como empresario emprendedor, serán más de medio millar de palmeras a las que se ha encaramado con tan sólo unos arneses, trepando por sus troncos, algunos de 20 metros de altura. Un trabajo que comienza de amanecida y termina cuando brazos y espalda le piden ir a descansar. En esta entrevista hemos querido mostrar su labor, su ilusión y su apuesta empresarial.

Héctor Barreto podador artesanal de palmeras¿Cómo decides ser artesano de poda de palmeras?Gran parte de mi vida laboral he trabajado en la jardinería de un hotel. Yo veía que las palmeras las podaban podadores de otras islas, ya que la isla sufría de escasez de personas cualificadas para desempeñar ese oficio. entonces, por mi cuenta y afrontando los costes yo mismo, comencé tanto a formarme, como a adquirir el material necesario para poder acceder a lo alto de las palmeras. comencé adquiriendo algo de experiencia, podando las palmeras de vecinos. Seguidamente una empresa me contrato como podador y viendo que se estaba dando bastante bien, decidí arriesgarme y seguir por mi cuenta, ya que era la única manera de prosperar en este oficio.

¿Qué estudios se precisan?
Comencé a formarme, cara a este oficio de palmero, cursando los títulos de fitosanitario, especialización en trabajos con palmeras, prevención de riesgos laborales y motoserrista. Estos cursos son necesarios y obligatorios para poder desempeñar este oficio.

¿En qué consiste ser artesano en la poda de palmeras?
Consiste en embellecer las palmeras manualmente utilizando unas herramientas de corte y guiándose por el buen ojo del podador para que quede un corte lo mas perfecto posible y darle a la palmera una estética bonita y saludable.

¿Desde cuándo eres artesano en la poda de palmeras por tu cuenta?
Desde el 4 de abril de este año. Y realmente a la primera palmera que me subí, fue el 4 de enero de este mismo año, así que llevo exactamente unos 10 meses dedicándome a la poda de palmeras.

¿Las palmeras sufren con este tipo de poda y arreglo?
Más mejorías que daños, ya que al limpiar el tronco no solo descubrimos si esta podrido o si tiene agujeros con algún bicho que pudiera provocar un accidente a las personas que transiten cerca de dicha palmera, sino que también eliminamos gran parte de los hongos que puedan estar en los cortes de hojas viejas que son muy comunes en las palmeras de la isla.
podando
Además de palmeras también arreglas jardines ¿eso no es algo así como unir horticultura y diseño de espacios al aire libre?
Exacto, nos encargamos de todo lo relacionado con la jardinería y gracias a nuestra habilidad y conocimientos para acceder a la altura, tanto de palmeras como de árboles pues no tenemos limitaciones para realizar cualquier tipo de trabajo.

¿A qué edad tuviste tu primer empleo?
Recuerdo que mi primer empleo fue a los 16 años, justo en verano en las vacaciones de verano del colegio, trabajé de ayudante de técnico aplicado en una empresa de fumigación.También estuve algunos años, en mantenimiento de instalaciones deportivas, hasta que finalmente acabe en la jardinería y es a día de hoy, donde me encuentro.

Estabas contratado en jardines y te lanzas a ser autónomo y trabajar por tu cuenta…. ¿Por qué?
Es la única manera de prosperar laboral-mente. y qué mejor que trabajar sabiendo que todo el esfuerzo que estas desempeñando, al final de cuentas, es para ti. pienso que todos deberíamos apostar por nosotros mismos en algún proyecto, en algún momento de nuestras vidas para internar progresar laboral-mente.

Comenzaste en la Poda de Palmeras por tu cuenta y riesgo hace 7 meses, ¿y ahora cuántos empleados tienes?
Tengo tres empleados actualmente.

¿Qué te parece eso de que siempre hayas sido un contratado y ahora seas tu el que contrata?
Es un poco raro, yo intento ser un compañero más de trabajo. ya que ami me gusta estar al pie del cañón y trabajar más que ninguno, pero si es cierto que al principio choca un poco el cambio tan radical de ser contratado a contratar.

Parece que acertaste en tu aventura, ¿no?
Hasta día de hoy creo que si, pero no quiero decirlo muy alto, ya que uno nunca sabe
que pueda pasar mañana, simplemente trabajar día a día muy duro e intentar siempre tener, aunque sea trabajo para mañana.

¿Crees que hay facilidades para ser joven emprendedor aquí en Fuerteventura?
Para nada. Un joven emprendedor desde el minuto uno tiene las mismas condiciones que una empresa grande que lleve 10 años, a excepción de un descuento en el seguro social el primer año, pero por lo demás todo es cuesta arriba.

¿Te lo hubieses imaginado cuando eras estudiante que serías un artesano de las palmeras?
Ni por asomo (risas), ni siquiera imaginé que estaría vinculado a la jardinería, así que menos dedicarme a esto por cuenta propia.

PODA ARTESANAL DE PALMERAS 1¿Cómo ves tu futuro?
La verdad que no miro mucho más lejos de mañana, sólo pienso en tener buen material para realizar los mejores trabajos y ofrecer calidad, y tener al equipo de trabajo lo más contento posible, ya lo demás, vendrá solo si realmente valemos para esto.

¿Qué horario de trabajo te marcas como jefe de tu empresa?
Sé a que hora entro a trabajar, que es a las 7 de la mañana pero no sé a qué hora termino. Días se trabaja más y días menos, pero para que algo funcione se necesita mucha dedicación y tiempo, por eso no tengo horario en lo que a la empresa se refiere.

¿Qué herramientas empleas en la poda artesanal?
El corvellot, la podona y el serrucho son las herramientas más comunes que utilizamos para realizar los trabajos.

¿Te gustaría tener otro oficio?
Pues la verdad que no, me gusta mucho mi trabajo. Me levanto por las mañanas con ganas de ir a trabajar y eso creo que es muy importante.

¿Qué aficiones tienes fuera del trabajo?
Tengo muchas aficiones lo que últimamente he tenido que dedicar más tiempo al trabajo que a cualquier otra cosa. me gusta el fútbol, la lucha canaria, la pesca o el gimnasio, aunque no todas las practique, me gusta ir a eventos y disfrutar viéndolas.

¿Crees que en Fuerteventura se orienta bien a los jóvenes sobre su futuro laboral?
Orientar si les orientan. El problema creo que no es la orientación, sino lo limitados que estamos en la isla, por ejemplo, a la formación. Muchos, por no decir todos los estudiantes con ganas de ganarse un buen puesto de trabajo, tienen que salir de la isla para poder recibir la formación adecuada, con lo que eso conlleva económicamente. Sabemos el número de jóvenes que salen fuera a estudiar gracias al esfuerzo de sus padres, pero no sabemos todos los que no pueden porque resulta muy costoso para sus familias y no pueden permitirse que su hija o hijo sean lo que quieren ser el día de mañana y eso es muy triste.

¿Qué tema es el que más te preocupa en Fuerteventura?
Me preocupa que nos están prohibiendo y restringiendo cada vez más todo en esta isla. Llegaremos al extremo de que no podamos hacer la gran mayoría de cosas a las cuales estamos acostumbrados.

Este trabajo conlleva un gran desgaste físico, ¿qué opina tu espalda?Héctor Barreto
La parte del cuerpo que más sufre son los dedos de las manos y las muñecas.

Por otro lado, combinas fuerza con destreza de trepador y manejo de arneses como un escalador….
Cuando se llega a conseguir un buen manejo, subir a una palmera se convierte en algo tan sencillo como abrir un caramelo, siempre con el respeto de saber que nos jugamos la vida cada vez que subimos a una de ellas, pero gracias a la experiencia y a la calidad del material con el que trabajamos, es mucho más fácil y seguro de lo que parece.

Y por último, ¿cómo se ve el mundo subido a una palmera?
A veces ni nos percatamos del riesgo que corremos cuando estamos en lo alto de una de ellas, ya lo hacemos con tanta naturalidad que se vuelve tan seguro como trabajar con los pies en el suelo. Así que el mundo se ve como desde el suelo pero con mejores vistas.

Publicado en la edición Nº 60 Octubre de 2016
volver arriba